La crisis sanitaria que enfrenta el mundo en la actualidad, desdibuja el panorama de eventos deportivos a nivel mundial. El aislamiento preventivo ha marcado un derrotero poco halagador para las competencias en vivo, dejándolas en muchos casos fuera del calendario del año 2020.

Sin embargo, el espíritu competitivo y el poder de adaptabilidad de la industria del entretenimiento genera estrategias productivas, donde los apostadores, gammers y participantes de los e-Sports, se unen de la mano de la tecnología, los juegos en línea y los deportes electrónicos de las plataformas que pululan en internet, beneficiando tanto a los fanáticos como a los empresarios.

Los e-Sports se enfrentan a la pandemia mundial

Desde finales de marzo del año 2020, los escenarios, agremiaciones y los deportistas a nivel global, se unieron a la iniciativa de la Organización Mundial de la Salud OMS, de quedarse en casa con el fin de evitar la propagación del covid-19. Pero no se quedaron quietos, ya que crearon estrategias que permita unir a toda clase de público en torno al deporte y al entretenimiento sin necesidad de salir.

Transmisión en vivo de eventos.

Música, competencias automovilísticas y ciclísticas en formato de video, son algunas de las actividades que, con ayuda de la tecnología y la participación entusiasta de músicos y atletas de todo el mundo, se han llevado a cabo con fines benéficos para recaudar dinero para la OMS. Pero también buscando acercar a un número mayor de aficionados, deportistas y público en general, que en medio del aislamiento se inquieta por nuevas fuentes de entretenimiento y diversión.

Los e-Sports se trasladan a escenarios virtuales.

La pandemia hizo que los gimnasios y demás espacios deportivos fueran cerrados, pero los empresarios vislumbran grandes oportunidades. Por tanto, buscaron trasladar las competencias y torneos a un formato en línea, con llamativas recompensas. Fuera de ofrecer una amplia carta de juegos de videos con localidades deportivas muy realistas, que le brinda la oportunidad al jugador de vivir una nueva experiencia de deporte, juego y entretenimiento en medio de la cuarentena.

Clases y entrenamiento virtual.

Los e-Sports promueven entretenimiento y diversión, pero no se olvidan de la importancia de tener un estado físico y mantenerse activo. Por eso, entrenadores de todo tipo utilizan herramientas virtuales para dar clases online de diferentes disciplinas, que van desde yoga, Pilates, zumba hasta técnicas de artes marciales o de futbol. Sin dejar a un lado el acompañamiento en competencias de ciclismo o automovilísticas, donde los participantes hacen gala de sus habilidades en un entorno digital.

Para los e-Sports, como para toda la sociedad a nivel mundial, la crisis sanitaria ha obligado a cambiar las reglas del juego y de la cotidianidad, adaptándose a una nueva realidad. En, pero, para la industria de los juegos de video, al igual que para las plataformas de casino y juegos de azar, se ha convertido la situación actual de aislamiento en una oportunidad, que se revela con el aumento considerable del número de usuarios que acceden las páginas de juego cada día.