Métodos estadísticos para ganar la lotería.

La lotería es uno de los juegos de azar más aceptados en las diferentes culturas del mundo desde tiempos inmemorables, ya que cuenta la historia que esta clase de sorteo se utilizaba como método para pagar impuestos, definir la suerte de los prisioneros y determinar la libertad de los esclavos, fuera de servir como fuente de diversión y entretenimiento de los dirigentes, reyes y personajes de la alta clase social de todas las épocas.

La mecánica del juego de lotería se basa en probabilidades aleatorias que todos los seres humanos han querido desafiar en algún momento de sus vidas, por eso los estudiosos y los más fervientes admiradores de este juego han creado a través del tiempo diferentes métodos estadísticos que acercan al jugador a la posibilidad de atinar al premio mayor.

Probabilidades en cada apuesta

La lotería ha sido uno de los juegos de azar más representativos en la historia de la humanidad, ya que el hombre siempre ha querido desafiar la suerte; con un tiquete impreso, como se ha hecho tradicionalmente o utilizando la tecnología en una plataforma virtual que permite escoger los números; al tiempo que incrementa la búsqueda de métodos que aumenten las probabilidades de salir victoriosos en cada sorteo.

Algunos de los métodos estadísticos que los jugadores utilizan para aproximarse a acertar en la lotería y han sido objeto de estudio son:

El método Delta:  Consiste en crear una secuencia estadística con números que tienen cierta proximidad entre ellos después de seleccionarlos con unos pocos pasos que incluye elegir un numero entre 1 y 5, luego dos números entre el 1 y el 8, luego un número cercano al 8, después dos números en un rango de 8 a 15. Luego de escoger los 6 números   se ordenan de menor a mayor para obtener la secuencia numérica teniendo en cuenta que la suma de los seis números no debe sobrepasar la cantidad de números que se juegan en el sorteo al cual se quiere participar. El siguiente paso es desordenar esta secuencia y crear una nueva donde el primer número hará parte de la secuencia final, el segundo será la suma del primero y el segundo, el tercero será el resultado de los tres primeros números y así sucesivamente hasta crear una nueva secuencia que será la apropiada para participar.

La ley de Benford: Se basa en una teoría probabilística que varios científicos matemáticos y estadísticos han evaluado a lo largo de la historia y que revela que las series de números tienen mayor probabilidad de empezar por el número 1, debido a la distribución asimétrica que le otorga al número 1 un 30% de protagonismo, al número 2 un 17%, al número 3 un 12% y va disminuyendo gradualmente para los demás dígitos que se acercan al número 9 que tiene solo una probabilidad del 5%. Esta ley tiene anexo una ecuación que crea una secuencia aleatoria que ha sido utilizada en la vida practica para definir fraudes en las declaraciones de renta, buscar datos en un computador y para los amantes del azar, sugerir series probabilísticas para jugar en la lotería.

Los jugadores de lotería buscan nuevas alternativas, por eso los estudiosos buscan explicaciones y oportunidades enmarcadas por gráficos estadísticos, números pseudoaleatorios, criptografía, simulaciones y hasta secuencias establecidas por el triángulo de Pascal, sin embargo, al participar en los sorteos siempre se debe tener en cuenta que los resultados van ligados a la suerte y el azar.